¿Cuáles Son las Cosas de Arriba Según la Biblia?

Cuáles Son las Cosas de Arriba Según la Biblia

Cuales son las cosas de arriba según la Biblia es una pregunta que muchos se hacen al buscar una vida centrada en los valores espirituales. La Biblia nos exhorta a fijar la mente y el corazón en lo celestial, alejándonos de lo mundano y efímero.

Este concepto, que aparece en varias escrituras, nos invita a enfocar nuestra vida en lo eterno y en los principios divinos.

A lo largo de este artículo, exploraremos las enseñanzas bíblicas sobre estas cosas de arriba, proporcionando una comprensión clara y aplicable a la vida diaria de cualquier creyente.

¿Qué Son las Cosas de Arriba Según la Biblia?

En Colosenses 3:2, Pablo escribe: “Poned la mira en las cosas de arriba, no en las de la tierra.” Esta instrucción subraya la importancia de dirigir nuestros pensamientos y acciones hacia los valores espirituales y eternos.

Estudios del Instituto Bíblico Moody indican que quienes adoptan esta perspectiva experimentan una mayor paz y propósito en sus vidas.

Además, John Stott, en su libro «La Cruz de Cristo», explica que enfocarse en lo celestial transforma nuestra forma de vivir y nuestras prioridades diarias.

La Paz de Dios como una de las Cosas de Arriba

Filipenses 4:7 menciona: “Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.”

Esta paz es una de las cosas de arriba que todos los creyentes pueden experimentar cuando se alinean con la voluntad de Dios.

El comentario bíblico de Matthew Henry resalta que esta paz es un testimonio del poder transformador de enfocarse en lo celestial.

Otras Personas Están Viendo  Cuando Dios Manda, Hasta el Diablo Obedece ¿Qué Significa?

Un estudio publicado en el «Journal of Psychology and Christianity» confirma que las personas que practican la meditación y oración cristiana reportan niveles más altos de paz interior.

Tesoros en el Cielo: Una Clave de las Cosas de Arriba

Jesús, en Mateo 6:19-21, nos exhorta: “No os hagáis tesoros en la tierra… sino haceos tesoros en el cielo.” Este pasaje nos recuerda la impermanencia de las riquezas terrenales y la importancia de invertir en lo eterno.

Investigaciones en el campo de la psicología positiva, como las del «Journal of Positive Psychology», han encontrado que las personas que valoran más las relaciones y las experiencias espirituales sobre lo material, reportan mayores niveles de satisfacción y felicidad.

El Amor Divino: La Más Alta de las Cosas de Arriba

El amor es quizás la más alta de las cosas de arriba. En 1 Corintios 13:13 se dice: “Y ahora permanecen la fe, la esperanza y el amor, estos tres; pero el mayor de ellos es el amor.”

Otras Personas Están Viendo  Diferencia entre Bondad y Benignidad en la Biblia: Virtudes para una Vida Plena

Este versículo resalta el amor como el valor supremo que debe guiar nuestras vidas. Según el «New International Commentary on the New Testament», el amor divino (ágape) es fundamental para la vida cristiana y el crecimiento espiritual.

Estudios realizados por el «Pew Research Center» indican que las comunidades que practican el amor y la compasión como valores centrales experimentan una mayor cohesión y bienestar social.

La Esperanza en la Eternidad: Otro Aspecto de las Cosas de Arriba

En Hebreos 11:1, se define la fe como “la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve.” Esta esperanza en la eternidad es una de las cosas de arriba que da sentido y dirección a la vida cristiana.

Un estudio del «Barna Group» encontró que los cristianos que mantienen una fuerte esperanza en la vida eterna muestran una mayor resiliencia ante las adversidades de la vida.

En Conclusión

Fijar la mirada en las cosas de arriba según la Biblia no solo proporciona una guía espiritual, sino que también promueve una vida plena y significativa.

Al enfocarnos en lo eterno, la paz, el amor, y las enseñanzas de Cristo, podemos vivir una vida que honra a Dios y beneficia a quienes nos rodean.

Dios te bendiga!

Comenta y comparte

Leave a Reply