¿Los Cristianos Pueden Jugar Dominó? ¿Es Pecado?

Los Cristianos Pueden Jugar Dominó

¿Qué dice la Biblia sobre jugar dominó?

No, no es un pecado jugar al dominó si la conciencia lo permite. La Biblia no condena el juego por placer, pero en algunos casos el juego de dominó puede conducir al pecado.

Los juegos de dominó son un pasatiempo muy popular. En muchos casos, el juego en sí no es un pecado, pero como todo, puede llevar a pecar.

El creyente debe analizar si ese juego le lleva alguna consecuencia en su conducta cristiana y si eso afecta su relación con Dios.

Hay personas que se apasionan con los juegos a tal nivel que rompen relaciones con los demás por ciertas jugadas. Cuando la Biblia nos dice «Si es posible, en cuanto dependa de vosotros, estad en paz con todos los hombres.» Romanos 12:18

Si en el momento de jugar este tipo de juego no sabes identificar lo Dios quiere de ti, te aconsejo que mires lo que dice Santiago «Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le será dada.» (Santiago 1:5).

Otras Personas Están Viendo  ¿Por qué Dios Padre Permite que a Jesús lo Crucificaran?

¿Qué debo analizar al jugar dominó?

Si no está seguro al momento de jugar dominó en una situación determinada, hágase algunas preguntas:

¿Se trata de dinero? Los juegos de dominó que implican dinero y apuestas suelen dar lugar a grandes pérdidas. No recomiendo a un creyente participar de un juego como ese.
¿Soy un adicto? Para algunas personas, el juego de dominó puede ser adictivo. Si te sientes adicto al juego de dominó o has sido adicto en el pasado, no juegues (1 Corintios 6:12).
¿Puede conducir a un comportamiento erróneo? Los juegos de dominó pueden ser inocentes y divertidos. Pero si la gente no tiene cuidado, puede llevar a comportamientos pecaminosos como las peleas y los celos (Efesios 4:30-31).
¿Me lo permite mi conciencia? Si realmente te sientes incómodo jugando al dominó, no juegues. Tu conciencia la puso Dios en ti para que compruebes lo que puede desagradar a Dios (Romanos 14:22-23).

¡¡¡Cuidado!!!

Intenta comprender a las personas que tienen opiniones diferentes, tanto si juegan al dominó como si no. No hay reglas claras en la Biblia que condenen o permitan el juego de dominó. Jugar al dominó depende del corazón de la persona (Romanos 14:12).

En resumen

Lo esencial que deseo que comprendas, es que el juego de dominó no es un pecado. Hay muchos juegos de dominó que no son más que un entretenimiento, y pueden haber algunos trucos.

Otras Personas Están Viendo  ¿Qué Dice la Biblia Sobre Películas de Terror? ¿Es Pecado?

De niño me gustaba construir el juego que era como un efecto dominó, pero nunca se me dio bien. Casi todos nosotros hemos visto unas fichas de dominó en perfecto estado y por el simple sonido que tienen las hemos tirado y arruinado.

Ahora, ¿En qué momento un juego de dominó se convierte en pecaminoso? En el momento que se inician las apuestas de dinero o si este juego causa grandes discusiones.

Los juego que provocan divisiones, provocan a pleito entre amistades o familiares no son para nada saludables para el creyente.

Espero haberte bendecido con este artículo. Recuerda dejarme tus peticiones de oración en los comentarios para bendecirte.

Dios te bendiga!!!

Fuente: Reina Valera 1960

Comenta y comparte

Leave a Reply