┬┐Por Qu├ę Atendi├│ Dios la Oraci├│n de Manas├ęs?

Por Qu├ę Atendi├│ Dios la Oraci├│n de Manas├ęs

Dios perdona a Manas├ęs

Manas├ęs se arrepiente. Manas├ęs, condenado a muerte en Babilonia, busc├│ la ayuda del Dios de sus antepasados. Aprendemos de Manas├ęs que nunca es demasiado tarde para pedir perd├│n a Dios, no importa lo que hayas hecho.

Dios visita regularmente a los presos del corredor de la muerte. Los presos que han cometido pecados indecibles se dirigen a Jesucristo en busca de perd├│n y de una nueva vida.

Los que están fuera de los muros reaccionan con sorpresa, rabia e incredulidad ante el hecho de que Dios haya elegido salvar a esta persona.

La oraci├│n de Manas├ęs

El rey b├şblico Manas├ęs experiment├│ de primera mano la alegr├şa de Dios. Desde su celda en el corredor de la muerte en Babilonia, recordaba los innombrables cr├şmenes que hab├şa cometido a lo largo de los a├▒os.

Ador├│ al sol y a las estrellas en el propio templo del Se├▒or, derram├│ la sangre de inocentes (incluyendo hombres de Dios) y sacrific├│ a su propio hijo a los ├şdolos.

Se dio cuenta de que su rebeli├│n contra Dios s├│lo le hab├şa hecho infeliz. As├ş que se dirigi├│ al Dios de sus antepasados y clam├│ por ayuda. Afortunadamente, el Se├▒or siempre escucha los gritos de los humildes y se complace en responder a sus oraciones.

Otras Personas Est├ín Viendo  ┬┐Qu├ę Dice la Biblia de la Traici├│n de un Amigo? 9 Consejos

Es interesante notar que la Biblia no dice lo que el rey Manas├ęs le dijo al Se├▒or Dios. En cambio, s├│lo leemos c├│mo or├│.

┬źMas luego que fue puesto en angustias, or├│ a Jehov├í su Dios, humillado grandemente en la presencia del Dios de sus padres. Y habiendo orado a ├ęl, fue atendido; pues Dios oy├│ su oraci├│n y lo restaur├│ a Jerusal├ęn, a su reino. Entonces reconoci├│ Manas├ęs que Jehov├í era Dios.┬╗ (2 Cr├│nicas 33:12-13).

Humanamente hablando, incluso los santos profetas de Dios debieron pensar que el rey Manas├ęs hab├şa ido demasiado lejos para que el Se├▒or lo hiciera volver.

Despu├ęs de todo, sus pecados hab├şan sumido al reino de Jud├í en una idolatr├şa tan profunda que no pod├şa revertir el juicio del Se├▒or contra la naci├│n.

Se desesper├│ por su maldad y no pudo traer de vuelta a las personas que hab├şa matado y a las familias que hab├şa destrozado.

Pero gracias al perd├│n de Dios, el rey Manas├ęs pudo entrar en el templo de Dios y convertirse en un hombre perdonado.

Cuando Manas├ęs fue liberado de Babilonia y se le dio una segunda oportunidad de gobernar, tom├│ medidas audaces para demostrar que su arrepentimiento era genuino. Derrib├│ los altares paganos, restaur├│ el templo y ador├│ p├║blicamente al Se├▒or.

Otras Personas Est├ín Viendo  ┬┐Qu├ę Dice la Biblia Sobre Ignorar a una Persona?

No siempre puedo deshacer el da├▒o que mis acciones han causado. Pero s├ę que mis pecados pasados no eran tan grandes como para que el amor y la misericordia de Dios no pudieran perdonarme, restaurarme y renovarme.

Todo lo que tengo que hacer es humillarme ante el Señor mi Dios, pedir perdón por mis pecados, volver a Él y cambiar mis obras.

Manas├ęs en la Biblia

Jos├ę llam├│ a su primog├ęnito Manas├ęs (G├ęnesis 41:51), y despu├ęs de muchos a├▒os, Manas├ęs se convirti├│ en el hijo adoptivo de Jacob, el padre de Jos├ę (G├ęnesis 48:5).

El primog├ęnito de Jos├ę se convirti├│ en el antepasado de una de las tribus israelitas. Entre el ├ëxodo y la entrada en la Tierra Prometida, esta tribu creci├│ considerablemente (N├║meros 1:35; 26:34). Mois├ęs acab├│ dividiendo esta tribu en dos medias tribus (N├║meros 32:33).

El descendiente m├ís famoso de la ├║ltima mitad de la tribu de Manas├ęs es Gede├│n (Samuel 6:15).

Uno de los descendientes del rey David era Manas├ęs, que no ten├şa nada que ver con estas dos medias tribus. No hay duda de que el rey Manas├ęs fue el rey m├ís malvado de Jud├í, 2 Reyes 20:21-21:18 y 2 Cr├│nicas 33:1-11, pero no pudo evitar los inevitables efectos destructivos de sus d├ęcadas de maldad (2 Reyes 21:20, 23:26 y 24:3 y Jerem├şas 15:4).

Otras Personas Est├ín Viendo  Consecuencias de No Perdonar Seg├║n la Biblia

Lo que sorprendi├│ a todo el mundo fue que el rey Manas├ęs se arrepinti├│ y Dios lo restaur├│, dando lugar a un gran avivamiento (2 Cr├│nicas 33:12-20).

┬┐Cu├íl fue la mayor sorpresa? El descendiente m├ís famoso del rey Manas├ęs fue Jes├║s (Mateo 1:10). Esto nos dice que no importa lo malo que hayamos hecho.

Hay un Dios en los cielos que esta dispuesto a perdonarnos, no importando el tama├▒o de nuestro error. Podemos estar seguro que el amor de Dios es superior a cualquier error humano.

Esto es para que reflexionemos, porque el enemigo siembra en nuestras cabezas que Dios no nos perdonará algunas cosas malas que hemos hecho.

Pues mira que Dios si te perdona. Lo hizo con Manas├ęs, con Pablo, Rahab, Mois├ęs, entre muchos otros. No importa tu pecado, tu g├ęnero, clase social, raza, lugar donde vives, nada.

El nos dice ┬źVenid luego, dice Jehov├í, y estemos a cuenta: si vuestros pecados fueren como la grana, como la nieve ser├ín emblanquecidos; si fueren rojos como el carmes├ş, vendr├ín a ser como blanca lana.┬╗ Isa├şas 1:18

Espero que este art├şculo te sea de mucha bendici├│n y que lo compartas con las personas que necesitan de la misericordia Divina.

Dios te bendiga!!!

Fuente b├şblica: Reina Valera 1960

Comenta y comparte

2 Comments

  1. David Espinosa
    • Consejero Espiritual

Leave a Reply