¿Por qué Dios Padre Permite que a Jesús lo Crucificaran?

Por qué Dios Padre Permite que a Jesús lo Crucificaran

¿Por qué Dios padre permitió que a Jesús lo crucificaran?

Desde un punto de vista histórico y humano, la respuesta es sencilla. Los líderes judíos conspiraron contra él, Judas lo traicionó, Herodes y Pilato lo procesaron y los soldados romanos lo ejecutaron.

Muchos individuos y grupos estuvieron involucrados en su muerte. Como dice Lucas, «prendisteis y matasteis por manos de inicuos, crucificándole;» (Hechos 2:23).

Sin embargo, hay otra cara de la historia. Hechos 2:23 también dice que Jesús fue «entregado por el determinado consejo y anticipado conocimiento de Dios».

Para llegar al corazón de la pregunta de por qué Dios permitió la crucifixión de Jesús, es necesario pensar en términos de Dios. Teológicamente, desde la perspectiva de Dios, se pueden dar dos razones principales.

Jesús murió para acercarnos a Dios.

«Porque también Cristo padeció una sola vez por los pecados, el justo por los injustos, para llevarnos a Dios, siendo a la verdad muerto en la carne, pero vivificado en espíritu;» (1 Pedro 3:18)

El propósito de llevarnos a Dios implica que estábamos lejos de Dios antes de que Jesús muriera. Luego dice el apóstol Pablo «Pero ahora en Cristo Jesús, vosotros que en otro tiempo estabais lejos, habéis sido hechos cercanos por la sangre de Cristo.» (Efesios 2:13).

Otras Personas Están Viendo  ¿Es Pecado Casarse con un Inconverso? ¿Qué Dice la Biblia?

Es decir, que ambos apóstoles estaban de acuerdo que una de las causas principales por las que Dios permitió que Cristo fuera crucificado era para acercarnos a Dios.

Porque también Cristo padeció una sola vez por los pecados, el justo por los injustos, para llevarnos a Dios» (1 Pedro 3:18).

La Biblia no tiene pelos en la lengua para hablar de la desobediencia humana y sus consecuencias. Jesús nos describió como malos «Pues si vosotros, siendo malos» (Mateo 7:11) y Pablo afirma en Romanos 6:23 que «Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.»

Nuestro pecado nos separa de Dios. El carácter de Dios es de santidad inherente y justicia perfecta.

Para acercarse a nosotros, «Cristo padeció una sola vez por los pecados, el justo por los injustos» (1 Pedro 3:18). Si «los injustos» se refiere a todos nosotros, entonces «el justo» es Jesús mismo. Pablo dice «Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado» (2 Corintios 5:21)

El Nuevo Testamento ilustra la verdad de que Jesús murió por nosotros con varias imágenes vívidas. Por ejemplo, Jesús pagó el precio de nuestra salvación «dar su vida en rescate por muchos.» (Marcos 10:45).

Jesús tomó sobre sí nuestros pecados y nos reconcilió con Dios (1 Pedro 2:24). Dios ofreció a Cristo como sacrificio por nuestros pecados mediante su sangre derramada» (Romanos 3:25).

Otras Personas Están Viendo  ¿Qué Dice la Biblia Sobre los Aretes en Hombres y Mujeres?

¿Por qué Dios padre permite que a Jesús lo crucificaran?

Pablo nos recuerda que la muerte de Jesús es de suma importancia para nosotros (1 Corintios 15:3). Su muerte cumplió los sacrificios del Antiguo Testamento, como la expiación, el cordero pascual y el rescate en el Día de la Expiación. Fue un siervo sufriente que fue «molido por nuestros pecados» (Isaías 53:5).

A veces los predicadores concienzudos dan la impresión errónea de que Jesús murió por nosotros y persuadió a un padre reacio y vengativo a tener misericordia de nosotros.

La verdad es que Dios envió a su Hijo por amor y que dio su vida por su propia voluntad. «Dios estaba en Cristo reconciliando consigo al mundo» (2 Corintios 5:19).

Todos los miembros de la Trinidad están plenamente implicados en nuestra salvación». Cristo, el cual mediante el Espíritu eterno se ofreció a sí mismo sin mancha a Dios» (Hebreos 9:14).

La muerte de Jesús revela el carácter de Dios

Antes de la muerte de Cristo, ignorábamos a Dios. El cuidado de sus criaturas revela su amor. Su devoción por Abraham demuestra que se preocupa por todo el mundo. Pero en la cruz vemos la culminación de su pacto con Israel y la demostración final y dramática de su amor y justicia.

Dos pasajes de Romanos lo dejan claro. «Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros.» (Romanos 5:8).

Otras Personas Están Viendo  ¿Por Qué la Biblia Dice Tu Deseo Será Para Tu Marido?

La muerte de Cristo no deja lugar a dudas de que Dios nos ama. Dice: «El que no escatimó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros, ¿Cómo no nos dará también con él todas las cosas?» (Romanos 8:32), asegurándonos que podemos confiar en Él.

Jesús también murió para demostrar la justicia de Dios.

Dios no nos perdona porque nos hacemos de la vista gorda o porque ignoramos nuestros pecados. El perdón es costoso. En la cruz, vemos no sólo el amor de Dios, sino también la seriedad con la que toma nuestros pecados.

En otras partes del Nuevo Testamento, leemos que Jesús murió para demostrar la sabiduría, el poder y la gloria de Dios.

Otras causas de por qué Dios permitió la crucifixión de Jesús

Hay muchas otras razones para la muerte de Jesús. Entre ellas, derrotar el mal, hacer una nueva alianza y dar un ejemplo de sacrificio amoroso por nosotros. Pero esas dos razones principales que mencioné anteriormente nos llevan a Dios y revelan su carácter.

¿Qué sería de nosotros si Dios no hubiera enviado a su Hijo a morir por nosotros? Sin la cruz, habríamos sido «entenebrecido, ajenos de la vida de Dios» (Efesios 4:18).

Después de muchos años como cristiano y casi 20 años de enseñanza de la teología, estoy cada vez más convencido de que la muerte de Jesús lo cambió todo.

Me uno a la oración de Pablo: «Pero lejos esté de mí gloriarme, sino en la cruz de nuestro Señor Jesucristo, por quien el mundo me es crucificado a mí, y yo al mundo.» (Gálatas 6:14).

Espero haberte bendecido con este artículo. Recuerda dejarme tus peticiones en los comentarios.

Dios te bendiga!!!

Fuente: Reina Valera 1960

Comenta y comparte

Leave a Reply