¿Por Qué Jesús le Dijo a Juan He Ahí Tu Madre?

Por Qué Jesús le Dijo a Juan He Ahí Tu Madre

Madre he ahí a tu hijo cita bíblica

«Estaban junto a la cruz de Jesús su madre, y la hermana de su madre, María mujer de Cleofas, y María Magdalena. Cuando vio Jesús a su madre, y al discípulo a quien él amaba, que estaba presente, dijo a su madre: Mujer, he ahí tu hijo. Después dijo al discípulo: He ahí tu madre. Y desde aquella hora el discípulo la recibió en su casa.» Juan 19:25-27

La mayoría de los estudiosos creen que el marido de María, José, ya había muerto en ese momento. Cuando una madre enviudaba, era tradicional en las familias judías que el hijo mayor cuidara de su madre. Al confiar a María a Juan, Jesús cumplió con sus responsabilidades familiares como hijo fiel.

Normalmente, un hijo moribundo dejaba a su madre al cuidado de otro familiar directo. En el caso de Jesús, podría haber sido Santiago, Judas u otro hermano varón. Pero Jesús sabía que sus hermanastros no eran todavía discípulos.

Todavía no habían aceptado la salvación o el perdón de Cristo, ni se habían comprometido con su misión. Por tanto, es probable que la elección de Juan por parte de Jesús se deba a una profunda preocupación espiritual por su madre. Incluso en la muerte, Cristo seguía preocupado por los asuntos espirituales.

Otras Personas Están Viendo  Oraciones Contestadas de Mujeres en la Biblia

Ahora que él estaba al borde la muerte, ¿Qué pasará con ella? La vio de pie junto a él, conoció su pena y su dolor, y vio a Juan de pie no muy lejos.

Así que estableció una nueva relación entre la madre que amaba y el discípulo que amaba. En otras palabras, les dijo a los dos: «Mujer, mira a tu hijo. A partir de ahora, le querrás como a un hijo». A Juan le dijo: » Mira a tu madre, tienes un deber».

Luego nos dice el evangelio de Juan que el discípulo hizo lo siguiente: «Y desde aquella hora el discípulo la recibió en su casa»

¿A quien le dijo Jesús aquí tienes a tu madre?

A Juan. Nótese la preocupación de Cristo por su querida madre. No olvidó a su querido amigo Juan, en su sufrimiento.

Es posible que su madre estuviera tan distraída por su sufrimiento que no pensara en lo que podría ocurrirle a ella. No tenía otra forma de mantener a su madre que cuidar de su amigo, lo que hizo aquí.

Otras Personas Están Viendo  ¿Puede Una Cristiana Enamorarse de un Inconverso?

La llamó mujer en lugar de madre, no porque la menospreciara, sino porque la palabra madre le resultaba hiriente, pues ya estaba dolida por el momento que estaba viendo a su hijo pasar.

Le dijo que tratara a Juan como a su propio hijo: «Después de todo, es tu hijo y está a tu lado, así que debes verlo como tal.»

Fue un homenaje a Juan y un testimonio de su sabiduría e integridad. El Señor, que lo sabe todo, no habría hecho a Juan tutor de María si no supiera que Juan la amaba. Fue un gran honor trabajar para Cristo y defender sus intereses en el mundo.

También era una gran responsabilidad para Juan, pero la aceptó responsablemente y la llevó a su propia casa, sin protestar por las molestias, la obligación con su propia familia o el disgusto que podría sufrir por ello.

Según la Historia Eclesiástica de Nicéfora (vol. 2, capítulo 3), María vivió con Juan en Jerusalén durante 11 años hasta su muerte. Otros, sin embargo, dicen que lo acompañó a Éfeso.

Otras Personas Están Viendo  Mujeres en la Brecha en la Biblia

De lo que si estamos seguros, es que Juan tomó en serio la responsabilidad que Cristo le asignó estando en la cruz del calvario.

Dios te bendiga

Comenta y comparte

Leave a Reply